Inicio

JoomSpirit Slider

 

 

 

Gracias a la Política Pública de Presupuesto Participativo, que se puede registrar en un proyecto donde la comunidad tiene un recurso económico para invertir en su territorio, la población de Fusca y Torca, con el apoyo de la Oficina de Participación Ciudadana que lideró dicho proyecto, lograron que 61 de sus habitantes hoy ingresen o continúen con sus estudios técnicos, tecnólogos o profesionales. El presupuesto para el proyecto en este sector urbano de Chía supera los 315 millones de pesos.

 

https://www.facebook.com/alcaldiadechiacundinamarca/videos/1933644750028030/

 
Uno de los proyectos más particulares e innovadores que arrojó la Política de Presupuesto Participativo -que les permite a los habitantes de Chía decidir en qué quieren invertir parte del presupuesto municipal- fue uno denominado Promoción y fortalecimiento de la Participación Ciudadana.
 
Se trata de la iniciativa del Sector 10, conformado por Santa Rita, Chilacos, Vivir Mejor, Maderos,  San Francisco, Delicias Sur y Delicias Norte que busca promover, remodelar y activar los espacios comunitarios que posibiliten y garanticen el desarrollo y el trabajo comunitario. 
No es solo infraestructura. El proyecto tiene un componente quizá más importante y es el que tiene que ver con educación. Se prevé formación en democracia, convivencia, participación ciudadana, administración y empresa y gestión y salud pública ciudadana, entre otros.
 
Así, un total de $336.108.027 serán invertidos, además, en dotación, equipamiento y mejoramiento de los salones comunales. “Utilizando estrategias de encuentros lúdico-pedagógicos esperamos, de la mano de líderes comunitarios, llegarles a los cerca de 26 mil habitantes que viven en ese sector para que se beneficien de este proyecto”, explicó Jaime Eduardo Muñoz Vera, jefe de la oficina de Participación Ciudadana.
 
En ese sentido y puerta a puerta, la Administración Municipal y el ejecutor del contrato irán desde este miércoles primero de agosto explicando cómo se desarrollará el proceso para que los todos los habitantes, desde los niños hasta los adultos mayores, participen de los talleres que no solo buscan construir un tejido social fuerte, sino también formar.
 
 

Este jueves 26 de julio, y en medio de alegría y esperanza, un puñado de habitantes de las vegas de Fusca y Torca recibió en el auditorio de El Currito el boleto para un sueño: el de estudiar.
 
En efecto, vecinos del denominado Sector 14 de la Política de Presupuesto Participativo -que les permite a los ciudadanos de Chía decidir en qué invitar parte del presupuesto municipal- enviar chequeos para ingresar a la educación superior, técnica, tecnológica, profesional o para hacer un posgrado.
La entrega ocurrió en medio de un acto simple por presidido por el Jefe de la Oficina de Participación Ciudadana, Jaime Eduardo Muñoz Vera; el secretario de Educación, Luis Carlos Segura; funcionarios de la Secretaría de Hacienda y residentes del sector, entre ellos la presidenta de la Junta de Acción Comunal de Fusca, Eva Janeth Cuesta.
 
En el evento se entregaron ayudas educacionales en tres modalidades. Apoyo educativo de hasta 3 SMLV para dos semestres; apoyo de sostenimiento de 1 SMLV para dos semestres; y apoyo en educación de la lengua extranjera en alianza con la Universidad Colombo-Germana, que se trasladó a la vereda para enseñar el módulo de inglés para un aproximado de 20 personas inscritas.
 
El proyecto, cuyo costo total ascendió a $ 315.437.518, espera beneficiar a unas 54 personas en total que, a su vez, impactarían positivamente todo el sector.